Vídeo de la semana

Alimentos que debes evitar (y los que no) para sentirte menos hinchada

Si estás cansada de la hinchazón abdominal entre horas... estos son los alimentos que debes evitar y los que añadir en tu dieta habitual.

Alimentos
Getty images

Mucho cardio, ejercicios para unos abdominales de infarto y, sin embargo… ¿cuándo te levantas tu vientre está como una tabla y en cuanto comes pareces una embarazada de tres meses? No estás sola, muchas más personas de las que piensas sufren de pesadez e hinchazón (más conocido como distensión abdominal) y nosotras te vamos a contar diferentes trucos para dejar atrás estas molestias y deshacerte de la dichosa barriga hinchada después de comer.

Puedes estar haciendo una dieta estricta y, por el contrario, seguir teniendo la barriga como un globo por diferentes alimentos que dificultan la digestión ya que provocan acidez, gases, indigestiones…Y, es que, además de ser alimentos altos en grasas saturadas y azúcares, también hay otros más sanos como algunas verduras y legumbres que dificultan la digestión a nuestro estómago.

Buenos alimentos para evitar la hinchazón abdominal

  • Incluye en tu dieta alimentos como el tomate, espárragos o pepinos para evitar la retención de líquidos y ayudar a purificarte por dentro, además tienen una gran cantidad de fibra.
  • Consume más alimentos con probióticos naturales que ayudan a mejorar la microbiota intestinal como es el kéfir, el té kombucha o yogures con probióticos (si padeces de intolerancia a la lactosa, esto último mejor evitarlo). Estos alimentos reducen las flatulencias y regulan la flora intestinal.
  • El zumo de limón te ayudará a estimular la producción de jugos gástricos, lo mejor es tomarse un vaso pequeño antes de las comidas para evitar indigestiones y la inflamación abdominal.
  • El aceite de oliva (virgen extra) contiene efectos antiinflamatorios. Un truco a tener en cuenta es: tomar en ayunas una cuchara de aceite con unas gotas de limón, potencian las propiedades curativas de intestino.
  • El té verde evita los gases, tiene propiedades diuréticas y estimula el metabolismo.

Frutas que favorecen la digestión por sus enzimas digestivas

  • La piña (fresca y cruda) mejora la digestión de carnes, pescados y huevos.
  • Los higos secos son uno de los mejores alimentos para evitar los odiosos y molestos gases.
  • El kiwi contiene actidina, enzima para acelerar la digestión de las proteínas.
  • La papaya se incluye también en frutas beneficiosas ya que es perfecta para regular el tracto intestinal.
  • Las cerezas se convertirán en tu aliado para deshinchar el abdomen, pues tienen un gran poder antiinflamatorio.
  • Otras de las frutas más saludables por las que se pueden optar son la sandía y el aguacate.

Trucos para evitar la distensión abdominal

  • Di adiós a las bebidas con mucho gas. Estas bebidas afectan más de lo que crees a tu intestino y, es que, son las causantes de la mayor parte de tu hinchazón. Prueba a sustituirlas por infusiones como el ya mencionado té verde, el jengibre o el té kombucha.
  • Toma lácteos con moderación. Alterna el consumo de leche con leches como la de almendras, soja o de arroz (son menos fuertes para el intestino).
  • Evita el chocolate con leche y sustitúyelo por chocolate 80% de cacao, es un alimento antioxidante y contiene minerales que ayudan a un vientre plano.
  • Las verduras crudas incrementan una peor digestión, evítalas y trata de comerlas con un buen punto de cocción.

Consejos extra para conseguir un vientre plano

  • Come más despacio. Cuanto más deprisa comas, más pesada te sentirás y tu intestino tardará más en hacer la digestión, además, ingerimos más aire, por lo que tendremos más gases de lo normal.
  • Reduce el tamaño de tus raciones. Dos o tres días a la semana procura rebajar la ración de tus comidas para dejar descansar a tu intestino.
  • Saber controlar la respiración es MUY importante. Dedica diez minutos al día a realizar respiraciones abdominales para relajarte y destensar el abdomen.
Alicia Rivera

Alicia Rivera

Continúa leyendo