Muere Álex Lequio, el hijo de Ana Obregón y Alessandro Lequio, a los 27 años

Hace un mes ingresó en una clínica de Barcelona para someterse a un nuevo tratamiento para luchar contra el cáncer.

Álex Lequio, el hijo de Ana Obregón y Alessandro Lequio, ha muerto víctima de un cáncer. El joven de 27 años ingresó en 2018 en el Memorial Sloan Kettering Cancer Center de Nueva York, uno de los centros más prestigiosos de la lucha contra el cáncer, donde estuvo siete meses. Después, volvió a España donde siguió su tratamiento. 


Hasta unos días antes de sufrir la recaída del pasado mes de febrero, acudía con normalidad al trabajo para preparar una app para marketing de   influencers que le tiene muy ilusionado. “Hoy es un día muy importante para todas las personas que estamos luchando contra este resfriado tan puñetero y quería aprovechar para mandar un abrazo muy fuerte desde el corazón a tod@s mis luchadores/as. Mucha fuerza y ánimo desde la sala de reuniones de @polarmarketingroup en Madrid”, escribió Álex Lequio el pasado 4 de febrero. 

 

Luchador, trabajador, risueño… Álex Lequio nunca ha perdido la sonrisa ni las ganas de luchar contra la enfermedad en la que cayó hace 2 años. No dejó de trabajar en ningún momento e incluso confesó que se llevaba el ordenador al hospital para seguir trabajando en sus ideas. 

De lo que tampoco se ha cansado ha sido de agradecer. "Entre 2018 y 2019 he recibido miles de mensajes en mi Instagram personal con preguntas sobre diferentes aspectos relacionados con los resfriados oncológicos. Principalmente, me habéis preguntado mucho sobre cosas como la dieta, maneras de afrontar baches psicológicamente, efectos secundarios del tratamiento y otras inquietudes. Por ello, he creado @espaciosolidario . #EspacioSolidario es un perfil de Instagram colaborativo", escribió en sus redes sociales por Navidad. 

Durante estos años de enfermedad, el hijo de Ana Obregón quiso compartir con sus seguidores su enfermedad con el mayor sentido del humor y de la ternura y se definía en su cuenta de Instagram como “emprendedor, inconformista, y agradecido”. 

Continúa leyendo