Vídeo de la semana

Villanos de las películas de miedo que son una auténtica pesadilla

Su mejor estrategia es que prescinden de cualquier máscara y parecen personas en las que se puede confiar. El peor error que cometieron sus víctimas fue bajar la guardia.