Estos destinos son un auténtico sueño para vivir una pedida de matrimonio

O para celebrar tu luna de miel o una escapada romántica. El amor está en el aire en todos estos lugares del mundo.

destinos romanticos mundo
Toma nota para organizar tu próximo viaje más romántico (Unsplash).

Existen parejas para las que el destino ideal es una playa perdida con agua cristalina, arena finísima y palmeras que parecen querer tocar el cielo. Otras encuentran todo lo que necesitan en un viaje a una urbe maravillosa repleta de cultura y enclaves históricos. Las hay que no se lo piensan dos veces y se embarcan en un plan donde la aventura es la gran protagonista. Cruzar la selva o el desierto en pareja, reservar plaza en un safari, navegar ríos en canoa u océanos de tiempo para encontrarse es el escenario más romántico que pueden imaginar.

Existen tantos lugares donde es posible que se encienda la llama y se cree el ambiente adecuado para hacer la pregunta más romántica del mundo como tipos de parejas. Descubre tu paraíso personal en esta lista de destinos de ensueño donde te encantaría empezar a imaginar tu boda (porque, de repente, ¡ha aparecido un anillo de compromiso!), celebrar tu luna de miel o, simplemente, realizar una escapada romántica en la que recargar las pilas como pareja.

lago tahoe nevada
Unsplash

El lago Tahoe de Nevada (Estados Unidos)

El paisaje maravilloso de Reno - que se extiende en las montañas de Sierra Nevada entre la frontera de los estados de Nevada y California - permite un doble plan romántico que incluye estaciones de esquí y playas, para que puedas elegir el que más se ajuste a tus preferencias y también en función de la época del año, porque el lago Tahoe es un sitio al que volver las veces que haga falta. En una orilla de este lago de agua dulce se encuentran dos parques estatales: el de Emerald Bay, que alberga una mansión nórdica que se puede visitar en verano; y el Lake Tahoe Nevada, donde se encuentran el lago Spooner y la playa de Sand Harbor. Descubre este maravilloso paraje natural que te sorprenderá en cualquier época del año.

venecia destino romantico
Unsplash

Venecia

Sus canales navegables en góndola, la Plaza de San Marcos, el Campanile, el Puente de Rialto, el Gran Canal, el Puente de Los Suspiros, el Palacio Ducal, los pequeños restaurantes y negocios con mucho encanto escondidos en callejuelas, el museo de Peggy Guggenheim, sus espectaculares miradores, el barrio de Dorsoduro, la escapada de rigor a Murano y Burano,… Todos los planes que se pueden realizar en Venecia tienen un potencial romántico que ya quisieran para sí muchas de esas comedias de enredo que nos gusta ver en bucle.

 

La Provenza francesa

Paisajes de viñedos que se pierden en el infinito, bosques repletos de pinos o campos que tiñen el horizonte de color lavanda te esperan en el país vecino. A su costa sureste llegan las playas y la brisa del mar Mediterráneo. Allí podrás perderte en la Costa Azul como Grace Kelly y Cary Grant en Atrapa a un ladrón, y dar una vuelta por Cannes, Saint-Tropez, Niza o Montecarlo. Quizá reserves un castillo para una estancia privada, o visites parajes naturales increíbles como las Gorgues du Verdon o el 'Colorado Provenzal' que se encuentra cerca de Rustrel. La naturaleza, la cultura, el sol y las playas francesas te están esperando para que realices una escapada perfecta.

islandia destino romantico
Unsplash

Islandia

Contemplar las auroras boreales es una experiencia única en la vida. Hacerlo mientras te relajas en un resort privado se convertirá en un recuerdo imborrable. Todas las experiencias que ofrece Islandia son imposibles de encontrar en cualquier otro lugar, así que apaga el teléfono y concentra tus cinco sentidos para exprimir al 100% las visitas a sus volcanes activos, sus cuevas de hielo y cristales, sus glaciares o la cascada Seljalandsfoss. Sí, prepárate también para que te cueste mucho pronunciar los nombres de estos destinos, pero esto también forma parte de su encanto.

 

San Bartolomé

Esta isla volcánica es también conocida con el nombre de Saint Barth y se ha convertido en uno de los enclaves más lujosos del Caribe desde que David Rockefeller la adquiriese como su residencia vacacional a finales de los años 50.  Este destino ofrece playas paradisiacas de aguas turquesas y arena blanca finísima en las que plantar tu hamaca y no moverte nunca jamás si lo que quieres es desconectar de todo y de todos, menos de tu pareja, por supuesto. Sin embargo, si entre chapuzones os apetece hacer algún plan cultural o volver a la civilización durante unos momentos, su capital Gustavia conserva algunos peculiares edificios de la época de la colonización sueca que merece la pena visitar.

Continúa leyendo