Vídeo de la semana

5 trucos de experta para evitar equivocarnos al comprar un look de invitada online

Y así no terminar gastando demasiado, comprando algo que realmente no se ajusta a nuestras necesidades o embarcándonos en una espiral de cambios de talla sin fin.

look invitada internet
Así es como puedes reducir los riesgos a la hora de comprar un look de invitada online / Imaxtree

Las compras online requieren de un mínimo entrenamiento. Las posibilidades de éxito aumentan cuando las realizamos en la tienda virtual de las marcas que consumimos habitualmente, por aquello de que tenemos controlado cuál es nuestra talla en las diferentes prendas y cuáles son los tejidos que suelen emplear.

Sin embargo, la cosa cambia cuando se trata de adquirir un look que vamos a utilizar en un evento y no hemos tenido la posibilidad de probárnoslo físicamente ni de tocar su tela.

En estos casos, además, contamos con otro obstáculo añadido, y es que tenemos una fecha fijada en el calendario para estrenar el look. Para ese día debemos tenerlo todo resuelto y, si no hemos gestionado esta compra con tiempo o preparado un 'plan B' de emergencia, lo cierto es que seguramente no contemos con un margen suficiente para hacer un cambio de talla o una compra de última hora.

¿Realmente es todo tan complicado? No lo es si tenemos en cuenta estos trucos de experta para minimizar los riesgos de la compra online de un look de invitada.

look invitada online
Cortesía de Violeta Vergara

1. No esperes hasta el último momento para hacer la compra

Realizar la compra en una fecha demasiado cercana al día del evento es un gran error que no deberíamos cometer. Tenemos que contar con los plazos de entrega estimados del pedido, teniendo en cuenta que 'estimado' significa que podría sufrir algún tipo de retraso por causas imprevistas o porque coincide con una fecha punta de envíos como Navidad, rebajas, etcétera.

Además del tiempo de entrega debemos contar con que el look podría no sentarnos bien y haya que realizar una devolución (para recuperar el presupuesto invertido) o un cambio de talla con su correspondiente tiempo de entrega añadido.

 

2. Guíate por tus medidas en vez de por la talla

El tallaje de las prendas no siempre coincide de una marca a otra. En numerosas ocasiones, ni siquiera utilizamos la misma talla en la parte superior del cuerpo que en la inferior. Por este motivo, se debe siempre consultar las medidas de las prendas (en centímetros) que las marcas suelen publicar en cada página de producto y, si no es así, preguntar a su servicio de atención al cliente para salir de dudas. En caso de no conseguir respuesta o de que te encuentres en el límite entre dos tallas, se recomienda pedir las dos (si el presupuesto lo permite) y devolver la talla descartada.

"Tomar correctamente nuestras medidas es fundamental", apunta Almudena Lisbona, directora creativa de la firma Violeta Vergara. "Un centímetro arriba o abajo puede marcar la diferencia entre que la prenda siente como un guante o que quede desencajada".

En muchas webs se comparte la talla y cuánto mide la modelo de la imagen. Esto nos puede dar una idea de cómo puede quedarnos el talle o el largo de una prenda determinada y si necesitaremos hacerle algún arreglo una vez que lo tengamos en nuestro poder.

comprar look invitada
imaxtree

3. Consulta toda la información disponible sobre el producto

"Fijarnos bien en la calidad de los tejidos puede ahorrarnos muchos disgustos", añade Almudena. "El precio de la prenda es un dato muy revelador. Si vemos una prenda muy elaborada y con muchos detalles a un precio muy bajo, deberíamos sospechar".

La composición del tejido, los detalles del producto y las instrucciones de lavado son detalles muy a tener en cuenta antes de hacer click en la pasarela de pagos, así como revisar las opiniones de otros consumidores sobre la prenda en cuestión o en cuanto a la calidad del servicio online.

Se recomienda también ampliar todas las imágenes disponibles para visualizar la prenda desde diferentes ángulos. Algunas marcas cuentan incluso con vídeos para poder ver cómo es la prenda en movimiento.

 

4. Infórmate de todo lo relacionado con los cambios y las devoluciones

Esperar que todo el pedido online encaje a la perfección con nuestras expectativas a la primera y cuando nunca hemos comprado en una marca determinada, es como cuando entramos en un probador cargadas de ropa pensando que todo nos va a quedar de lujo. Y no, no siempre sucede así.

La devolución de todo o parte del pedido tiene muchas probabilidades de formar parte de esta compra, por lo que debemos conocer al detalle todas las condiciones posventa: cambios y/o devoluciones. ¿Son gratuitas? Si no es así, ¿estamos dispuestas a aceptar este posible gasto extra? ¿Se pueden devolver estas compras en tiendas físicas? ¿La devolución se realiza en un país extranjero?

 

5. Evita elegir diseños arriesgados

Los patrones sueltos, aquellos que son de tipo pareo y se pueden ajustar, o aquellos que sabemos con seguridad que son los que más nos favorecen porque conocemos a fondo la morfología de nuestro cuerpo, serán siempre una apuesta más segura y controlada. "Cuantos más centímetros recortemos al tejido y más ajustado sea el diseño, tanto a lo largo como a lo ancho, más posibilidades tenemos de dejar al descubierto zonas que no queremos mostrar", comenta Almudena.

Continúa leyendo